Abogado de Agresión agravada

Agresión agravada es un ataque que una persona hace a otra causándole lesiones físicas muy severas. Este tipo de agresión está consagrado en el código penal y es castigado por las leyes penales de forma rigurosa, de acuerdo con el grado de la agresión. Los factores que elevan un asalto al nivel agravado, la mayor parte de las veces incluye el uso de un arma sea esta, una pistola, revolver, arma blanca, elemento contundente, rifle, etc., el estado de la víctima, la intención del autor de dicha agresión y el nivel de lesión ocasionada. Así mismo, los asaltos que se causan dentro del hogar de la víctima, también se pueden considerar como un asalto agravado, dependiendo del daño producido a la persona atacada.

Los estados catalogan ciertos asaltos como agravados bajo sus códigos penales y tienen múltiples grados de cargos criminales, dependiendo de las circunstancias del caso. También usan nombres específicos, según el asalto, por ejemplo, el asalto realizado con un arma mortal. Dichos asaltos agravados se califican como delitos graves, mientras que los asaltos simples pueden ser delitos menores.

Asalto con un arma mortal

El arma mortal usada durante un asalto constituye un asalto agravado, es el instrumento o arma que se utiliza de una forma que sea capaz de provocar la muerte o un fuerte daño físico a una persona. Esto se aplica, ya sea que el arma cause o no daño físico a alguien. El asalto básico no requiere daño físico, sino que el perpetrador se comporte de una manera que intente causar a la persona atacada un temor razonable por su seguridad. Quien hace esto, amenazando a una persona con un arma mortal comete un asalto agravado, porque lo involucrado en el hecho es producir temor a recibir una lesión más grave.

Las armas que se clasifican como letales son generalmente las armas de fuego y las armas blancas (cuchillos, navajas). Sin embargo, otros objetos no considerados como armas pueden ser armas mortales si se utilizan de una manera que podrían matar a alguien o producirles daño sustancial, estas armas se ajustan a este proyecto de ley, y en algunos casos estas agresiones empeoran dependiendo del estado de la víctima. Por ejemplo, muchos estados sancionan el asalto a funcionarios del estado policías, bomberos e incluso a maestros como asalto agravado. Habitualmente para que un asalto alcance el nivel de agravado, la víctima debe estar cumpliendo con su deber cuando fue agredida y el causante debe estar consiente del estado de la víctima.

Asimismo, el castigo por asalto agravado, a miembros de ciertas clases privilegiadas pueden establecer crímenes de odio, entre estas se incluyen las agresiones basadas en raza, origen étnico, origen nacional, religión, orientación sexual o discapacidad de la víctima.

Intención del perpetrador

El estado mental del agraviador también puede definir si es un asalto simple o agravado. Si el atacante perpetrador actuó con la intención de causar daño o temor de daño severo, un asalto puede agravarse. Dependiendo de esto, el comportamiento o actitud imprudente también puede ser un asalto agravado, por ejemplo, cuando alguien actúa con indiferencia imprudente hacia la vida humana, pero sin la intención específica de lastimar a una persona en particular.

Grado de lesión a la víctima

Las lesiones más graves causadas a la víctima pueden hacer que un asalto se convierta en un nivel agravado. En la mayoría de los estados los asaltos se clasifican por la ley en concordancia con el tipo de lesiones corporales que causen; si estas lesiones se catalogan como graves, serán consideradas como asaltos agravados. La gravedad de una lesión variará sustancialmente de un caso a otro. Las lesiones que amenazan con la muerte se definen como lesiones graves, de la misma forma, aquellas donde exista mutilación o desfiguren a la víctima. Si un método de agresión no produjera la muerte y solo originara lesiones físicas menores, no obstante, en algunos estados lo sancionarán como asalto agravado, e incluso intento de un homicidio.

Los asaltos sexuales usualmente se califican como su propio tipo de asalto, pero según el estado, podrían ser acusados de diferentes formas, agresión, asalto sexual, asalto agravado o violación.

Obtenga ayuda legal profesional con sus cargos de agresión agravada

El asalto agravado cubre un rango tan amplio de sucesos, que una investigación detallada de los hechos de su caso es primordial para desarrollar una defensa exitosa. Un abogado especializado puede asesorarlo y ayudar a explicar los detalles de las disposiciones de ley locales según el estado donde se encuentre y además investigar los hechos de su caso en busca de viables alternativas en su defensas.