Cancelar Historial de Conducir en Estado de Ebriedad DUI

Abogado para Cancelar historial de DUI y DWI

Conducir en estado de embriaguez está catalogado en el código de tránsito como una falta contra la ley, seguramente tendrá que enfrentar cargos y acudir a la corte, lo que puede convertirse en un serio problema.

Nadie desea adquirir una condena por conducir en estado de alicoramiento, y menos tener un registro del hecho en sus antecedentes. La pregunta que surge es ¿cómo hacer para que se borre este registro de su DUI?, sea que pueda demostrar que estaba lo suficientemente sobrio para conducir, que el oficial que lo increpó cometió un error, o que tras el sometimiento a la prueba química, el resultado de la misma fue negativo. Obtener un resultado a su favor frente a un DUI es posible, pero debe actuar bajo ciertos parámetros.

En este punto un abogado especializado puede ayudarlo a lograr que su cargo sea desestimado, teniendo en cuenta que, a pesar de la destreza y habilidad de su asesor va a tener que salvar muchos obstáculos legales, pues cada caso es diferente y no hay garantías totales de éxito.

Algunas razones comunes para tener en cuenta:
¿Era válida la parada de tráfico?

El oficial de policía debe tener un conocimiento sensato y razonable que se ha cometido un delito, incluso si se trata de una violación de tránsito menor para inculparlo legalmente. El conocimiento razonable puede ser cualquier cosa, como el exceso de velocidad, errores en la conducción, un defecto mecánico en el vehículo, como una luz apagada. Si el oficial no tiene la base de un conocimiento razonable, cualquier evidencia obtenida como resultado de haber incurrido en un acto ilegal puede ser desestimada, incluidos los resultados de las pruebas de campo que pueda haberse practicado, e incluso sus reclamos a la autoridad bajo el dictamen de la cuarta enmienda de la constitución.

A manera de ejemplo, si al transitar frente a un sitio donde se expendan licores donde se está celebrando algún evento, pero no comete violación de tráfico alguna, el oficial no tiene una razón válida para detenerlo y lo que ocurra como resultado probablemente no será permitido como evidencia, incluso señales objetivas de intoxicación como habla difusa, ojos rojos, o marcha inestable bajo la "regla de exclusión". Su asesor legal tendrá en sus manos los elementos para impugnar su caso presentando una moción previa al juicio para excluir las pruebas obtenidas ilegalmente.

Desafiando las pruebas de sobriedad en el campo

Otra forma de desestimar un proceso por conducir bajo los efectos del alcohol es impugnar la validez de las pruebas de sobriedad de campo (FST). Los policías por lo general usan tres pruebas para determinar si un conductor está impedido para conducir: la prueba de pararse utilizando una sola pierna (OLS), el nistagmos de mirada horizontal (HGN) y la prueba de caminar y girar (WAT), Sin embargo, a pesar de su relativa precisión para ayudar a detectar a los conductores bajo la influencia del alcohol, estas pruebas están sujetas a errores humanos.

Algunas formas en las que su asesor legal puede impugnar las pruebas son las siguientes:

  • ¿Se hicieron las pruebas en condiciones de escasa iluminación o en un pavimento desigual?
  • ¿Se sometió al conductor a la prueba cuando usaba en el momento zapatos inapropiados, como tacones sandalias o altos tacones?
  • ¿Las instrucciones de la prueba no fueron explicadas claramente?

Con referencia a la prueba de HGN, también hay varias explicaciones que determinan el movimiento involuntario de los ojos aparte del alcohol, como una condición médica o ciertos medicamentos que pueden imitar el movimiento involuntario de los ojos, de equivalente a los movimientos que se presentan durante el deterioro por el consumo de alcohol. Un abogado puede cuestionar la exactitud de estas pruebas.

Resultados de las pruebas químicas

Ya sea que se haya hecho un análisis de sangre, de aliento o de orina, es posible, aunque muy difícil que se pueda cuestionar la exactitud de los resultados. Una de las áreas clave que su asesor legal puede impugnar es si el alcoholímetro fue borrado de su uso anterior, y/o si fue mantenido y calibrado correctamente. Con relación a la extracción de sangre, ¿Quién elaboró la prueba fue entrenado y la extracción de ésta fue administrada apropiadamente? Su abogado puede cuestionar también si la muestra de sangre fue contaminada o almacenada incorrectamente, es decir, si se guardó correctamente la cadena de custodia de la misma, lo que podría ocasionar un resultado inexacto.

Estas son sólo algunas de las posibles formas en que los resultados las pruebas químicas (BAC) pueden ser desechados y su caso de DUI desestimado, o al menos puesto en incertidumbre, debilitando así el caso de la fiscalía en su contra.

No estaba conduciendo

Aunque esta defensa es menos técnica y más específica, hay situaciones en las que la fiscalía no puede probar "más allá de una duda razonable" quién era el conductor. Hay ocasiones en las que se puede presentar este argumento, especialmente cuando la policía llega a la escena de un accidente de vehículo en solitario y nadie vio quién conducía y aún hay pasajeros en el auto. También favorece el hecho que el acusado no admitió haber conducido y el vehículo no está registrado a su nombre. Esta defensa puede ser utilizada si el oficial encuentra a una persona intoxicada en un vehículo estacionado.

La pregunta se convierte en "quién estaba conduciendo", pero puede extenderse más allá a ¿cuándo estaba la persona conduciendo? ¿Estaba bajo la influencia del alcohol en el momento de la conducción o no se puede determinar? la carga de la prueba recae sobre el fiscal para demostrar quién era el conductor y si estaba o no bajo los efectos del alcohol en el momento de ser cuestionado.

Obtenga ayuda legal con el despido de un DUI

¿Puede hacer que le retiren el cargo por conducir bajo los efectos del alcohol? Un asesor con experiencia en DUI podrá aconsejarle sobre esa posibilidad. Aunque los resultados nunca están garantizados, un abogado especializado puede evaluar su caso y buscar errores legislativos o del oficial. Considere la posibilidad de hablar con un asesor legal con experiencia en DUI.